Lugares de interés

 

Obra del s. XVII inscrita dentro del Barroco popular. Fue reconstruida en 1709. Se configura en una sola planta de nave rectangular, rematada al interior por una cabecera semicircular que se cubre con una bóveda de horno. El pórtico es una sencilla tejavana que cobija al acceso al edificio.

La plaza de toros es obra de 1692. En su origen era de forma irregular, pero tuvo una reforma en el año 1983 que la dotó de su actual planta circular.

Plaza de toros Vista de la fachada de la ermita de San Roque